El profesional de la información


Abril 1998

Publicidad no deseada

Logotipo del CdmaAnte la avalancha de publicidad que llena nuestros buzones electrónicos se hace necesario tomar determinadas iniciativas para detenerla. En Canadá se ha puesto en marcha una experiencia que parte del sector del marketing.

La Canadian Direct Marketers Association (Cdma, Ontario, Canadá), constituida por organizaciones y empresas especializadas en la venta por catálogo, está reformando su código ético para obligar a las empresas que agrupa a que respeten el ámbito privado de los usuarios de internet. La iniciativa tiene gran importancia ya que la asociación controla el 80% de la industria del marketing.

Entre las medidas que se implantarán el próximo año destacan, por una parte, la oportunidad de que cada usuario rechace los mensajes electrónicos no solicitados, y, por otra, y ésa es la más importante, alertar a cada uno de la información personal que se está recabando sobre él. La medida será beneficiosa para ambas partes, Cdma y los consumidores, porque los primeros demuestran un uso racional de la publicidad contribuyendo a una mejora en los beneficios, y los segundos ven esta práctica como el trato con empresas responsables que no tratan de venderles los productos sin más, puesto que también les ahorran dinero en el pago del reparto de correo electrónico -cada mensaje es abonado a partes iguales por el emisor y el receptor-.

Es de esperar que la medida sea imitada en otros países, como España, donde las lagunas legislativas sobre el tema son todavía considerables.

http://www.cdma.org

Enlace del artículo:
http://www.elprofesionaldelainformacion.com/contenidos/1998/abril/publicidad_no_deseada.html